¡Sigue el blog!

Prólogo

PRÓLOGO
"ASÍ INICIAN LOS RECUERDOS..."

Siempre me he preguntado qué se sentirá morir. ¿Es cierto que hay algo más después de esta vida? ¿Es cierto que a los buenos se les recompensa y a los malos se les castiga? Siempre creí que no me importaría qué pasaría después de morir, pues lo hecho en vida hecho estaría y no me llevaría nada conmigo. No me considero una persona pura y libre de culpa, pero tampoco alguien malvado. Soy simplemente «yo».
Siempre me negué a creer que había algo después. Los viejos, los jóvenes, los niños… A todos nos enseñan a creer en algo, a buscar esperanza y luz donde no las hay. Desde niños se nos enseña que al morir nada termina: si se ha sido «bueno» se irá al Cielo, si se ha sido «malo» se irá al Infierno. Pero incluso entonces, cuando era un simple crío, sabía que cumpliría con mi destino sin importar si era «bueno» o «malo».
Yo solo sería yo.
¿Al morir solo se olvida qué o quiénes fuimos? Si es así, ¿es eso alivio o angustia? ¿Y cómo se puede sentir algo si ya se está muerto? Es extraño que estas preguntas me invadan justo ahora, rodeado de aliados y enemigos que se matan los unos a los otros.
Esta no es la primera vez que me hieren y ciertamente he recibido peores ataques. Entonces ¿de dónde viene la duda? Nunca antes sentí temor en la guerra porque desde pequeño sabía que moriría en el campo de batalla, como un General. Pensé que sería una muerte honorable. Pero esta vez es diferente.
Esta vez tengo miedo.
Tomo las armas como siempre, pero los que me conocen desde hace mucho saben que estoy torpe y eso no es normal. Las manos me tiemblan y sujetan todo con fuerza no por seguridad o confianza, sino por temor a dejar caer lo que sostengan. También me tiemblan las piernas y estoy un poco más cuidadoso de dónde piso. Es la presión, sin duda, el anhelo del fin, pues bien sé que esta será la última batalla. Después de esta noche el mundo cambiará.
Nunca le di tanta importancia a la opción caprichosa del azar, a las posibilidades equitativas de vivir o morir. Estaba tan acostumbrado a ser un dios entre mortales cada vez que combatía que nunca consideré que la muerte fuera algo aterrador. Pero ahora sí. Esta noche los Dragones volarán. Esta noche uno de nosotros permanecerá en la Tierra y el otro se extinguirá.
Esta noche la Luna vendrá a reclamarme.
No sé si tendré un mañana o si al terminar jugaré ajedrez con mi amigo. No sé si cuando esto acabe podré besar a mis niños, inclinarme delante de ellos y obedecerlos leal y fielmente, sin trucos esta vez. No sé tan siquiera si mañana estaré respirando.
Hay ocasiones en que la duda es más aterradora que la verdad, pero no esta vez. Oh, ahora lo comprendo. El miedo viene de la certeza. que mis mañanas ya se agotaron. Ya no tengo ni una más.
Me gustaría conocer el mundo después de esta noche pero será imposible, ¿verdad? Estoy a unas cuantas horas de mañana pero no lo lograré. Después de tantos años de espera, después de tantos reyes en el Trono y enterrados, después de tantas mentiras y traiciones, seré castigado sin la luz del Día Santo.
Quizá es lo justo. Además, si muero no puede ser tan malo, ¿verdad? Enlil vivirá para liderar todo el ejército por su cuenta y ayudará a los Aesir a gobernar. Eso si todo sale bien y yo soy la única pérdida.
Pero si Enlil y yo morimos, ¿quién quedará entonces? Nos prometimos regresar victoriosos a casa. Incluso planeamos tomar una taza de té y jugar ajedrez mientras dejamos el desorden a los soldados para que lo limpien. Pero sé, y Enlil también lo sabe, que esa promesa fue hecha para despedirnos.
Tenemos todas las de ganar porque príncipes, profetas y Dragones son parte de nuestro arsenal. En cambio ¿qué tienen los vanirianos además de sus Generalas? Nada. Pero quienes definen el resultado hoy no son los números ni las habilidades de los ejércitos.
Sino mis niños. Cuando levanten el vuelo decidirán, juzgarán y ya no los veré más. Ese es el destino que se les deparó, esa es la condena a la que los lancé. Por eso me pregunto si nos defraudarán o nos abandonarán. ¿Se vengarán de todas las mentiras y traiciones?
Nunca lo sabré. La vista se nubla. La boca sabe a hierro. Me parece que ni siquiera llegaré al amanecer. Pero Enlil sí, tiene que hacerlo. Debo dejarle la menor cantidad de enemigos posible antes de caer. Desearía rezar, desearía creer que alguien me escucha y que oirá mi plegaria a pesar de todos mis pecados.
Desearía creer en el dios que venera mi amigo para pedirle que vele por él, por la decisión de los Dragones, por el resultado que alumbrará el mañana. Pero creo que si lo hago ese dios se burlará de mí y hará exactamente lo contrario que le pido.
¿No me escucharás, Dios? ¿Me ignorarás, como siempre lo has hecho? Bien. Pero no los ignores a ellos, a los que quedan, a los sobrevivientes de mis engaños, a los que sí verán el día después de la Profecía.
No ignores a los niños que traicioné.
Viene la Luna. De ella nunca temí indiferencia, sino su atención. Se acerca, me siente y pronto me verá también. Y me tocará. Me reclamará y yo iré a ninguna parte. Moriré sin remedio.
Echo una última mirada a la torre de la ciudad de hierro, plata y jade. De todos los escenarios para la batalla que marca el fin de un mundo y el inicio de otro, este fue el más acertado. Tan bello y aun así tan cruel. ¿Cómo es que llegamos aquí? ¿Qué hicimos mal para merecer este desenlace?
Desearía regresar atrás, cuando esta noche era tan lejana como anhelada. Desearía mirar en el pasado y verte de nuevo, pequeña Istar. ¿Si miro de frente, si acepto lo inevitable, te veré aun así? Si hay algo más allá de aquí y ahora, ¿cruzaré a tu lado? Porque me parece que quedé estancado en un solo sitio, maldito por siempre, cuando te fuiste.
Cuando morí en verdad.

«Y así inician los recuerdos…»

—¿La quiere? —preguntó con un bulto entre los brazos—. Le daré a esta niña si jura protegerla con su vida.
—¿Será… mía?
—Hasta el día que yo vuelva por ella, sí. ¿La quiere? —Como respuesta, Tiamat dejó caer un trozo de carne que chapoteó agua y sangre. Extendió los brazos para cargar a la bebé y sonrió como loca, esperando el paquete—. Debo advertirle algo —continuó—. Esta niña no luce como krebin, mucho menos como humana, pero estoy seguro de que será la hija que cualquier padre desearía.
Abrazó por última vez a la bebé que ofrecía y le susurró una despedida. Después la entregó y se marchó.
—Mi niña… mi niña… —murmuró la mujer con alegría. La besó en las mejillas, en la punta de la nariz, en la frente… y descubrió los mechones y los ojos grises. El espanto se apoderó de ella. ¿Cómo se lo explicaría a su marido?—. ¡Espere! —gritó pero ya era muy tarde.
Miró por encima de la cabeza. La noche se cerraba sobre ella como un puño, denso y frío por la tormenta. La lluvia caía con la fuerza de una avalancha y el viento soplaba con los soplidos melancólicos de un gigante. En medio de la oscuridad y la lluvia, Tiamat solo pudo distinguir las columnas de los árboles, que se perfilaban con cada destello lejano de los rayos.
Una sombra se levantó entre ellos, aún más oscura que la noche. La miró una vez y fue suficiente. Era una sombra de alas y plumas que se desvaneció en la tormenta, cargando sobre el lomo a un hombre con hombros de montaña.


Este texto está protegido por Derechos de Autor.
"Los Hijos de Aesir: Los Tres Dragones" © 2004-2017. Ángela Arias Molina

26 comentarios :

  1. He comenzado por el capitulo uno, no lo he leído entero porque ahora tengo algo de prisa. Pero he notado que los primeros párrafos además de ser un poco repetitivos están narrados en primera persona y que más tarde esta primera persona se convierte en tercera.
    Es conveniente mantener la misma persona durante toda la narración.

    La creatividad buena, sigue así.

    Un saludo.

    www.j-calonge.blogspot.com

    ResponderEliminar
  2. Desde un principio sabía que ese sería un punto de discusión. Yo aun no he encontrado un estilo que pueda decir "es mío", así que verás muchísima experimentación a lo largo del blog.
    Si te agradezco montenes la crítica constructiva, pues es la primera que he visto en mucho tiempo.
    Más adelante editaré este y otros capítulos, pero por ahora te pido que me tengas paciencia y sigas leyendo un toquesito más...
    Como ves, SÍ que necesito ayuda.
    MUCHAS GRACIAS POR TU COMENTARIO.
    (¡Mi tercer comentario, no lo puedo creer!!!!!)
    =^_______________________________^=
    Saludos también para vos!!!!

    ResponderEliminar
  3. Por fín ya terminé el primer capítulo :)
    Bueno me pareció muy bien en la parte creativa y en los detalles que es el lo más me e fijado. Y por sierto me gustó mucho el uso de las frases que utilizas.
    Suerte con la experimentación con las personas en los siguiente capítulos.
    Vas muy bien te felicito¡¡

    ResponderEliminar
  4. Wau!!!!!
    Este capitulo esta muy bien, ademas es una buena forma de meterte en la historia, atrae mucho.No sabia que Sigfrid pensara asi, es muy curioso. Deberias dejar ver mas la mente de los personajes como has hecho con Sigfrid, en serio es muy curioso y dice mucho de la genialidad de un escritor, es una forma de conectar mas con los lectores. Por ahi he visto un fallillo o dos que ya te comentare por el mesenger, porque ahora mismo no se en que frase es, solo recuerdo que tenia que ver con un si. Estoy deseando que llegue el 15!!!!
    Lynkx

    ResponderEliminar
  5. ¡Saludos desde el otro lado del Mar Eterno!

    También tuve esos problemillas a la hora de elegir el narrador de mi historia. Primera o tercera persona.

    Lo mejor, el personaje; frase a frase te va metiendo en la historia de lleno. Te envidio en ese aspecto, pues nunca serásn mi fuerte los personajes.

    Te entrego todo mi ánimo y mi energía. Espero que con el fugaz transcurso de las cosechas podamos recibir grandes noticias tuyas.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Muchas gracias por el comentario, Andragoras, y disculpa la tardanza, Linkx.

    Aún sigo teniendo problemas para elegir el narrador de la historia, pero espero seguir experimentando hasta ya encontrar "mi manera" de narrar.

    Me gustaría profundizar un poco más en los personajes, que es en lo que siento que todavía puedo mejorar un poco más.
    Con ustedes dos, Andragoras y Linkx, siento algo de envidia al poder narrar eventos muy detalladamente. Las descripciones no son mi fuerte, y espero poder aprender mucho de ustedes.

    Saludos y gracias por el ánimo que me dan con sus comentarios ;)

    ResponderEliminar
  7. Hola! Aquí Diego leyendote...

    Me gustó mucho el capítulo me provoca leer más de la historia que se ve interesante...

    Sobre el tema de narrador, prefiero el narrador omnisciente. (el de tercera persona.) A mi parecer te mete más en la historia y te deja un suspenso y expectación mayores...

    Salu2.

    ResponderEliminar
  8. Gracias por tu comentario, Diego. Pues la historia la he avanzado mucho, y van siendo pocos los capítulos como éste, que está narrado en primera persona. La mayoría tiene narrador omnisciente, y la verdad es que aún tengo dudas de cuál es "mi estilo" de escritura.
    Me gusta mucho la narración con un protagonista, porque puedo usar "sus palabras" para describir qué piensa, cómo se siente o, como es el caso con Sigfrid, porqué duda. Pero bueno, ahí disculparás el desorden y la falta de unidad con los capítulos. Aún tengo que afinarlos bastante.
    Muchas gracias por haberte pasado. Nos seguimos leyendo. Ciao :)

    ResponderEliminar
  9. por fin he empezado a leer tu historia y el prólogo me ha encantado. Te entiendo con lo dificil que es elegir narrador.Para mostrar pensamientos y meterte más dentro de la historia es mejor la primera persona pero en una historia d efantasía, por ejemplo en una batalla suele ser más prácttico escribir en ·º persona.En mi historia yo también lo mezclo:todos los capitulos estan en 3ª persona menos los de un personaje porque es un niño pequeño y es má interesante verlo desde su punto de vista. Además, como ya te he dicho es mucho más fácil mostrar los sentimientos de esa forma.
    Voy a leer más^^

    ResponderEliminar
  10. Bueno, por fin la he empezado. Tenía tu blog en mi: "cajón de futuras lecturas", y hoy me he animado y lo he empezado, y la verdad es que no me ha decepcionado.
    Comprendo también (al igual que la mayoría de los comentarios, tal vez ya parezca que es repetir lo mismo, pero bueno...) lo difícil que es escoger como narrar: yo mismo tengo problemas, siempre tengo que mirar bien toda la trama de la historia para saber como queda mejor, en primera o en tercera persona.
    Si vas a hacerlo con eventos con millones de personas, como, al igual que dijo Luxuria, batallas, te recomiendo sin duda la tercera, es mucho más cómodo, y permite al lector ver todo lo que ocurre en distintsa posiciones, pero la primera persona suele ser muy útil para transmitir los sentimientos del personaje; expresarse como el personaje, lo que hace que el lector se meta más dentro de la piel del personaje, y por tanto, da más profundidad a la historia.
    Bueno, espero sinceramente que seas capaz de encontrar tu estilo, y seguiré leyendo y dejando un comentario/capítulo...

    ResponderEliminar
  11. Muchas gracias, Meleiz. De hecho, creo que ya estoy comenzando a encontrar mi estilo (después de más de un año de blog ya era hora).
    He optado por la tercera persona, pero TODOS los prólogos de cada volumen estarán narrados en primera persona.
    Gracias por leer. Me gustaría mucho conocer tus opiniones para ver cómo mejoro mi historia ;)

    ResponderEliminar
  12. ohh! me encantó el primer cap me has dejado re enganchada!
    ya me pongo a leer el resto!!!
    :D

    ResponderEliminar
  13. Hola Ángela, ya empecé a leer tu historia, está super interesante y pienso que tenés razón en utilizar la primera persona para narrar los prólogos y la tercera para los capítulos. Es muy agradable ver que en Costa Rica hay escritoras (es) tan talentosas como vos, te felicito señorita!

    ResponderEliminar
  14. Muchas gracias, G.R.A. Tus palabras me halagan, pero no soy escritora: soy aprendiz a escritora :p Todavía falta mucho para que mejore, pero espero estarlo haciendo y que estos capítulos reflejen mi esfuerzo.
    Te reitero las gracias por pasarte, leer y comentar, y espero que disfrutes mis textos. ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar
  15. Bueno, pues yo también me uno, tarde, pero me uno al fin.
    He leído este prólogo y es francamente sugerente; la idea de un super guerrero atenazado por el miedo es muy chula.
    Un abrazo. Pongo tu link en mi blog.
    Ya te diré más...

    ResponderEliminar
  16. Muchas gracias, Velkar (tu nick me recuerda un poco al nombre de uno de mis personajes ^.^). Y yo haría lo propio con tu blog... si no fuera porque no encuentro en tu perfil el link al mismo >.<
    Y espero disculpes la torpeza de mi prosa, que todavía voy aprendiendo... poco a poco. ¡Mil gracias por pasarte!

    ResponderEliminar
  17. Mi blog es http://laleyendadeleureley.com

    Y menos torpeza con tu prosa, que no hay tal...

    ResponderEliminar
  18. Hola, Angela.

    Un poco tarde, pero he leido tu prólogo y me ha gustado mucho.

    Una forma muy intrigante de comenzar una historia, dan ganas de continuar leyendo y eso pienso hacer.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  19. Hola, Nando. Un placer tenerte por aquí. Bienvenido eres a Los Hijos de Aesir, así que pásate cuando quieras. Espero que halles mi novela amena para pasar el rato. ¡Nos leemos, y gracias por iniciar la lectura!

    ResponderEliminar
  20. buen trabajo àngela, pequeñas gotas del futuro se filtran tras los pensamientos del primer personaje, aunque no se mucho de "escritura", creo que muchas veces los autores combinan varias tècnicas como tener un narrador ajeno a todos los personajes, a veces identificado a veces no, lo mexclan con sus personajes hablando consigo mismos y hasta ponen a los personajes dialogando. Creo que la tècnica no debe estar por encima del disfrute, pero desde sin brincar tanto que el lector se pierda. Me gusta este primer capìtulo...

    ResponderEliminar
  21. Mil gracias, Mauricio. Los prólogos están construidos en primer persona, con un personaje diferente en cada tomo. Si no ha quedado claro, pronto sabrás quién es el personaje que introduce este primer volumen y, si continúas con la lectura, también descubrirás cuál es el otro personaje que da inicio al segundo volumen.
    ¡Saludos y gracias por pasarte! ;)

    ResponderEliminar
  22. Me encantó el prólogo, en especial la reflexión sobre la muerte y la descripción de las batallas ^^

    Me queda mucho por leer todavía (que ya van tres tomos) pero espero poder llegar a leerlo completito!!!

    Saludos, que estés bien :)

    ResponderEliminar
  23. Hola Ángela, no sabía que tu escribías también. Tengo ahí cositas que podría decirte pero yo no seré malo jaja ya leí los primeros capítulos, voy a ver si consigo leer los demás.

    Saludos =D
    Fabián Porras

    ResponderEliminar
  24. Puff. Estos capítulos siguen aquí por el cariño de cuando los empecé, pero cada vez que me devuelvo a releerlos veo lo terribles que están ¬¬ Le hacen falta mucha maduración, pero todavía no tengo tiempo (ni inspiración) para re-escribirlos. El 4 de este tomo es, para mí, el más nefasto, con muchísimos errores de novata. Así que ya estás advertido, por si querés seguir leyendo xD

    ResponderEliminar
  25. ¡Hola! ¿cómo estás?
    Mi nombre es Gisel, y he encontrado tu blog gracias a "El Directorio de las Blog-novelas" He leído la sinopsis, y me ha flechado :) Me encantan las historias llenas de fantasías, en donde el escritor crea mundos tan maravillosos como sorprendentes. Presiento que tu novela es una de esas.
    He leído el prólogo, y no voy a repetirte lo que te han dicho anteriormente -con respecto a los errores, que alguna vez todos comentemos ^^ -
    ¡Me gusto muchísimo! Y te seguiré leyendo encantada. También me llevare tu banner a mi blog :) Quede fascinada en la sección de los personajes, y el mapa del mundo Aesiriano. Gracias, y felicidades.
    ¡ Cuídate muchísimo! Y adiós.

    P/d: Yo también hace poco he comenzado a escribir una blog-novela, titulada "Luciérnagas"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Eh, muchas gracias por pasarte, comentar y llevarte el banner! Ojalá que la blognovela te guste. La buena noticia es que ya se han actualizado varios capítulos con correcciones, así que la lectura debería ser más amena. ¡Espero que te guste y, que si no, entonces me ayudes a mejorar!

      Visitaré tu blognovela y te devolveré el favor del enlace.

      ¡Muchas gracias!

      Eliminar

¡Hola! Muchas gracias por leer este capítulo de "Los hijos de Aesir". Puedes ayudar a la autora al calificar la lectura en la barra de calificación (está un poquito más arriba). O mejor aún ¡deja un comentario! Toda crítica constructiva es bienvenida. ¡Muchas gracias!
*Los trolls no serán alimentados*

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
¡Sigue el blog!